Saeta del ruiseñor-LETRAS

Anoche besé tu cara

Conflicto con el ColoAnoche besé tu cara
y te esperé que durmieras
por si conmigo soñabas
y te esperé que durmieras
por si conmigo soñabas.

Al cielo no miro yo, al cielo no miro yo.
Yo me miro en tus ojitos
que tienen el mismo color.
Yo me miro en tus ojitos
que tienen el mismo color.

Tú en una vera, yo en otra,
tú me cuentas a mí tus penas
porque las mías son otras.
Tú me cuentas a mí tus penas
porque las mías son otras.

La virgen se está peinando
entre cortina y cortina.
Los  cabellos son de oro,
los peines de plata fina.
Es igual al oro, verás cómo suena…
que la plata es peligrosa
para llegar a la nochebuena.

 

 

La banda del tirachinos

Por romper cristalesTararí, tarí, tará… ¡quitarse del camino!
porque viene desplegada la banda del tirachinos.
Tararí, tarí, tará… ¡quitarse del camino!
porque viene desplegada la banda del tirachinos.
Tararí, tarará…ra, ra,ra…
¡Que viva el capitán!

A la banda del tirachinos
le temen casi todos:
el vago y los vecinos y hasta el recaudador.
Nos huye el alguacil, los municipales
y nos dicen por ahí “el terror de los cristales”.

Tararí, tarí, tará… ¡quitarse del camino!
porque viene desplegada la banda del tirachinos.
Tararí, tarí, tará… ¡quitarse del camino!
porque viene desplegada la banda del tirachinos.


Tararí, tarará…ra,ra,ra…
¡Que viva el capitán!

¡Chim pum!!!

 

 ¿Dónde estará mi vida?

Dónde estarámi vidaUna vez un ruiseñor,
con las claras de la aurora,
quedó preso de una flor
lejos de su ruiseñora.

Esperando su vuelta en el nido,
ella vio que la tarde moría.
Y a la noche,  cantándole al río,
medio loca de amor le decía:
¿Dónde estará mi vida?
¿Por qué no viene?
¿Qué rosita encendida
me lo entretiene?

Agua clara que caminas
entre juncos y mimbrales
dile que tienen espinas
las rosas de los rosales…
dile que no hay colores
que yo no tenga…
que me muero de amor.
¡Dile que venga!

Agua clara que caminas
entre juncos y mimbrales
dile que tienen espinas
las rosas de los rosales…
dile que no hay colores
que yo no tenga…
que me muero de amor.
¡Dile que venga!

 

 Sueño despierto

Soñando soñando¡Ay!
Vengan los sabios a decirme
lo que a mí me vuelve loco:
siempre sueño con tu cara.
El sueño me sabe a poco.

Sin ti, en la cumbre de un monte,
me sentiría como en un pozo.
Y entre las claras del horizonte,
como en las sombras de un calabozo.

A ver si hay una manera
de quien pudiera saber de cierto,
cuál es la causa de esta ceguera
que me consume como una hoguera
cuando, a tu vera, sueño despierto.
Que me consume como una hoguera
cuando, a tu vera… ¡Aaaaay!
 Sueño despierto.

 

Caudal escondido

La Nicanora con nitroEn España dejaron los moros
con el cuento del  Jamalajá,
sus babuchas, la Torre del Oro
y el talento de no trabajar…
la luna moruna del cante andaluz
y el saber despreciar una fortuna
por unos ojitos que te hablen de tu…

…caudal, caudal escondido
en la orilla de los ríos, en la sierra y en la mar.
…caudal, caudal escondido
que te llena los sentidos si lo sabes encontrar.
Tesoros que no se venden
y nadie puede comprar,
cositas que no se aprenden
ni se pueden enseñar.
Caudal, caudal escondido
en la sierra y en la mar
que te llena los sentidos, que te llena los sentidos
si lo sabes encontrar.

Si el malaje nos busca disgustos
y se empeña en hacernos sufrir,
con un cante pasamos el susto
que es igual que ponerse a reír.
Por eso las "ducas" del cante andaluz
son de menta, canela y azúcar
y aunque hablen de penas
se visten de luz.

…caudal, caudal escondido
en la orilla de los ríos, en la sierra y en la mar.
…caudal, caudal escondido
que te llena los sentidos si lo sabes encontrar.
Tesoros que no se venden
y nadie puede comprar,
cositas que no se aprenden
ni se pueden enseñar.
Caudal, caudal escondido
en la sierra y en la mar
que te llena los sentidos, que te llena los sentidos
si lo sabes encontrar.

 

 

Colombia tiene una copla

Cantando la colombianaColombia tiene una copla
que acaricia y acompaña.
Colombia tiene una copla
que acaricia y acompaña.
Y en las noches de Levante
cuando sopla en la montaña
tiene el aire de los cantes que se cantan en España:
al son de las “Alegrías”, la gracia del “Mirabrás”,
el duende de serranía que apunta en el “Verdial”,
la caña dulce como la miel,
la  bulería de los Calei.

Mensaje de Andalucía
que al viento se hizo canción.
Colombia tiene una copla
que se le escapa del corazón.
Colombia tiene una copla
que se le escapa del corazón.

La caña dulce como la miel,
la  bulería de los Calei.
Mensaje de Andalucía
que al viento se hizo canción.
Colombia tiene una copla
que se le escapa del corazón.
Colombia tiene una copla
que se le escapa…

Colombia tiene una copla…
¡Con el aire de mi España!

 

 

Canción del eco-Viento…viento

Cantando Viento...¡Eco! ¡Eh…..!
Viento…viento…viento…
¡Quién fuera canción de primavera!,
amiga del águila real,
que en brazos del eco se me viera
dejando en el aire de volar.

Viento…viento…viento…
llévate hasta el firmamento
mi más puro sentimiento
con el aliento de mi canción.

Sube…sube…sube
por encima de las nubes
a esa cúpula del cielo
que cubre el velo de la ilusión.

Hay voces que guardan las cañadas
allá donde brota el manantial.
Son voces perdidas y olvidadas
que el eco en su llamada las vuelve a recordar.

Viento…viento…viento…
llévate hasta el firmamento
mi más puro sentimiento
con el aliento de mi canción.

Viento…viento…viento…
¡Adiós!

 

 

 Saeta

Cantando la saeta¡Ay! ¡Ay!

Te lo pido con el alma…
¡Ay! ¡Ay!
¡Ay, Divino Rey!
Estos dos luceros quieren verte.
Dos luceros quieren verte
si lo alumbras con tu amor.
Y tú eres Padre de  mi alma
y ministro de Cristo,
tronco de nuestra Santa Madre Iglesia santa.
Llegó del Paraíso.

 

 

La luz de tus ojos

    kmjSi tus ojos se quedaran sin luz, brillo ni color,
en cruz yo me arrodillara y le implorara su luz al Sol.
Con tal de mirarme en ellos, no quiero yo otro caudal
y no tengo más fortuna que las dos lunas de tu mirar.

La luz de tus ojos, farol y candela, estrella que brilla lejana.
La luz de tus ojos, paloma que vuela, perdida en la noche gitana.

Tus ojos son la esperanza de mi horizonte,
brillan como una danza del Sacromonte
Señora Santa Ana, Señor San Joaquín
¡Que brillen esos ojitos sólo pa mí!
¡Que brillen esos ojitos sólo pa mí!

Si tus ojos me dijeran: “contigo me quiero ir”,
tesoros que me pidieras yo te trajera del Potosí.
Si a mí me dicen: “Te quiero”, lo entiendo.
Y otra razón: tus ojos son el acero
que parte entero mi corazón.

La luz de tus ojos, farol y candela, estrella que brilla lejana.
La luz de tus ojos, paloma que vuela, perdida en la noche gitana.

Tus ojos son la esperanza de mi horizonte,
brillan como una danza del Sacromonte
Señora Santa Ana, Señor San Joaquín
¡Que brillen esos ojitos sólo pa mí!
¡Que brillen esos ojitos sólo pa mí!

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase: